martes, 3 de marzo de 2015

Tarta de cacao amargo y frambuesas

Buenos días!! Hoy toca día dulce... pero tampoco empalagoso... hoy toca un día chocolatoso!!! Os traigo una tarta que ha gusto mucho, mucho no... muchísimo!! Las veces que la he preparado no han quedado ni las migas! Y es que es una tarta deliciosa, no muy pesada, contundente pero no empalagosa porque no es nada dulce. Está hecha con cacao amargo y además con frambuesas, que aportan un toque ácido. Lleva el punto de azúcar justito para que no resulte desagradable, lo que la convierte en una tarta muuuy especial. Además, presentada con unas frambuesas frescas se convierte en una auténtica delicia para la vista, no me digáis que no :D Y lo mejor... se hace en un periquete!!! Así que vamos a por los ingredientes y a darle al lío ;)



Ingredientes (molde 15cm, para una tarta de tamaño normal doblad las cantidades):

-2 huevos M
-125gr azúcar
-125gr margarina
-100gr harina
-25gr cacao puro en polvo
-1 cucharadita de levadura
-1/2 cucharadita de bicarbonato
-1/4 cucharadita de sal
-Frambuesas frescas al gusto

-180ml nata para montar
-200gr chocolate negro 70%*
-Frambuesas frescas para decorar

*Probé varios chocolates, con el de la marca Lindt queda maravillosa tanto de sabor como de aspecto. Con el de la marca Valor queda rica... pero no tanto como con el Lindt y además se reseca y le salen manchas al chocolate al estar al aire, cosa que con el Lindt no me pasa nunca.

Preparación:

-Batimos la margarina blanda con el azúcar hasta que quede una textura como de crema. Añadimos a continuación los huevos, de uno en uno y batiendo después de añadir cada uno.

Ahora añadimos la sal, la levadura el bicarbonato y el cacao, batimos bien. Por último añadimos la harina y batimos hasta integrarla por completo.

Forramos nuestro molde con papel antiadherente y echamos una capa de masa como de un dedo de grosor, ponemos frambuesas por encima, bien repartidas. Ponemos otra capa de masa y repetimos con frambuesas encima, lo hacemos tantas veces como nos de la masa (unas 4). La última capa debe ser de masa de bizcocho. Alisamos la superficie y llevamos al horno precalentado a 180º durante 50 minutos aproximadamente. El tiempo dependerá del horno, del tamaño del molde, etc.

Cuando esté lista, lo sabremos al pinchar con una brocheta y que ésta salga seca, sacamos del horno, desmoldamos con cuidado y dejamos enfriar sobre una rejilla.

Es posible que la parte del centro, por la superficie se os hundiera un poco o se creara un hueco, esto es por las frambuesas. Estos frutos son todo agua, al cocinarse pierden el agua y es como si se deshicieran, así que nos queda una agujerito en medio. No pasa nada, con la cobertura lo disimularemos ;)

Para la cobertura hervimos la nata, la sacamos del fuego y le añadimos el chocolate troceado. Removemos hasta que el chocolate se deshaga y dejamos que enfríe un poco hasta que coja textura untable. Cuando tenga esa textura y el bizcocho esté frío comenzamos a echar la cobertura por los bordes. Daremos unas dos o tres capas, a vuestro gusto. En mi opinión está más buena con una capa fina de chocolate, pero eso a gusto de cada uno. Decoramos con las frambuesas frescas y listo. También podéis mojar las frambuesas con un chorrito de miel para que brillen, quedarán más bonitas a la vista :)

sábado, 28 de febrero de 2015

Burritos de ternera gallega

Buenos días!! Qué tal si preparamos algo rico para este fin de semana??? Y de paso... cambio de tercio y os pongo algo salado... que no solo de dulces vive el hombre, jejeje. Estos burritos son una delicia, llámale burritos, llámale fajitas... pero hazlos... porque son deliciosos, la carne se deshace en la boca, tienen mucho sabor pero no resultan nada pesados y pueden ser ideales para dejar el relleno listo con antelación y hacerse una cenita o comida con los amigos. Lleva tiempo hacer el relleno, porque queremos que la carne se deshaga y para eso necesitamos cocinarla a fuego lento unas horas... pero os aseguro que el esfuerzo merecerá la pena. El resto de la receta es pan comido, así que apuntad los ingredientes para ir a hacer la compra y vamos al lío :D




Ingredientes (4 personas):

-1/2kg tenera gallega para asar
-3 cebolletas
-2 zanahorias grandes
-1 tomate
-1 pimiento rojo
-100gr lombarda (y 100 más para servir)
-Perejil fresco
-3 cucharadas de Bovril
-750ml sidra
-750ml agua
-Sal
-200ml tomate frito
-Salsa picante al gusto
-8 Fajitas de tamaño pequeño (si son de maíz mejor)

Preparación:

Picamos y pochamos las cebolletas, zanahoria, tomate, pimiento, lombarda con sal y aceite.

Cuando estén pochadas le añadimos la salsa de tomate y el bovril, removemos y añadimos la sidra, el agua y un poco de perejil picado. Dejamos que se cueza unos 10-15 minutos. Entonces ponemos la carne (salpimentada) y la dejamos cocer a fuego bajo 4 horas (hasta que se deshaga en hilitos).

Cuando la carne esté hecha la deshilachamos toda, mientras, hacemos que reduzca un poco la salsa poniéndola a fuego fuerte.

Para emplatar, cocinamos la fajita por cada lado 30 segundos más o menos, ponemos en una sartén la salsa (con verduritas pero sin jugo), un poco de carne y añadimos unas gotas de salsa picante. Calentamos bien, removemos y echamos en la fajita, cubrimos por encima con perejil fresco picado y lombarda troceada. Os aseguro que el contraste entre la carne y las verduras tiernas con la lombarda crujiente es todo un espectáculo :D

martes, 24 de febrero de 2015

Tarta mármol de chocolate blanco y negro

Buenos días!! Hoy os traigo una delicia en forma de bizcocho o más bien de tarta/pastel. Es una de las tartas que hice por mi cumple, la otra tengo que repetirla para sacarle fotos, a ver si me da tiempo este fin de semana :P Esta tarta es una delicia, decidí no rellenarla para que me fuese más fácil cortar las porciones y más cómoda de transporta, y creo que fue un acierto. La cobertura es suficiente y el bizcocho no es nada seco, con lo que se come tal cual está sin problema. Pero si sois golosos siempre podéis hacer el doble de cobertura y rellenarla, cortando en dos o tres pisos, o rellenarla de nutella... ñammmm! Es muy facilita de hacer y queda muy vistosa. Intenté que salieran manchas de vaca en el interior... ya veis que necesito seguir practicando, jeje. Pero lo que cuenta es el sabor, y esta triunfó, os lo aseguro! Así que ya tardáis en apuntar los ingredientes que os hacen falta ;)



Ingredientes (molde 15cm):

-300gr harina
-3 huevos
-200gr azúcar
-125gr margarina
-150gr chocolate negro
-150gr chocolate blanco
-1 cucharadita de aroma de vainilla
-2 cucharaditas de levadura
-150ml leche

*no tengo otro molde en esta casa que no sea de 15cm... así que ya veis lo alta que queda (y estrecha, claro, jeje), si tenéis un molde de 18 o 20cm quedará genial.

Preparación:

Batimos la margarina ya blanda con el azúcar. Cuando esté cremoso añadimos los huevos de uno en uno y batiendo bien después de añadir cada uno.

Añadimos la levadura y la vainilla y batimos.

Añadimos la harina y la leche alternándolas y batiendo entre cada adición (harina, batir, leche, batir, harina, batir...). Cuando tengamos una masa homogénea y cremosa la separamos en dos boles, la misma cantidad en cada uno.

Derretimos uno de los chocolates al microondas o al baño maría, teniendo cuidado de que no se nos queme. Cuando lo tengamos se lo añadimos a uno de los boles de masa. Aquí viene la única "complicación" de la tarta. Si tenéis una batidora de varillas potente hacedlo ahí, porque el chocolate al contacto con la masa se endurece rápido y se vuelve más difícil de incorporar. Al hacerlo en la batidora, como ella tiene fuerza, puede batirlo sin problemas y os resultará muy cómodo y sencillo. 

Si lo hacéis a mano (yo lo hice a mano), no utilicéis una varilla de mano, usad un tenedor, una cuchara resistente... pero algo que no tenga varillas, pues la masa se enganchará y al endurecerse no podremos mezclar bien. Al mezclar la masa haremos bíceps, os lo aseguro, a veces hacer bizcochos debería considerarse una actividad deportiva, jeje

Derretimos el otro chocolate y hacemos lo mismo con la otra masa.

Cuando tengamos las dos masas con sus chocolates bien mezcladas es hora de llevarla al molde. Yo prefiero forrar el molde con papel antiadherente porque me resulta más cómodo, además de que me permite dar más altura al bizcocho; pero también podemos untarlo con mantequilla y espolvorearlo con harina para que el desmoldado resulte fácil.

Una vez que tenemos el molde preparado vamos echando cucharadas de masa alternándolas. Al llegar a la superficie alisad la masa para que crezca uniformemente y listo. La llevamos al horno precalentado unos 60 minutos a 180º (dependiendo del tamaño del molde le llevará más tiempo o menos). Cuando esté listo lo desmoldamos y lo dejamos enfriar sobre una rejilla.

Para la cobertura usé una ganache de chocolate tradicional. Ponemos a hervir 180ml de nata, cuando hierva la sacamos del fuego y añadimos 200gr de chocolate negro picado, mezclamos hasta que se funda por completo. Esperamos a que el bizcocho enfríe y la cobertura coja textura untable, cubrimos toda la tarta con un par de capas de chocolate o tres y listo!

domingo, 15 de febrero de 2015

Corazones de pan con chocolate

Buenos días! Última receta ñoña de este año. San Valentín llegó... y ya se fue. Dejamos los corazones para pasar a los cocidos, las orejas y las flores de carnaval. Pero antes de despedirlo este año os dejo unos bollitos de pan, integrales y con chocolate que están para chuparse los dedos. Esponjositos pero sin necesitar mucho tiempo de preparación. Con un montón de perlas de chocolate que se deshacen en la boca al morder los bollitos. Y, cómo no, con forma de corazón; indispensable tener un cortador un poco grande con esta forma, para que nos queden unos bollos de tamaño decente que nos quiten el antojo de pan con chocolate, pues a esto saben, además de un poquito a vainilla. Con estos he celebrado mi cumple ayer, porque yo lo valgo, pero ahora me pondré con las tartas, sí, en plural... este año tocarán dos... y quizá alguna más ;)


Ingredientes:

-300gr harina de fuerza
-80gr harina integral
-50gr salvado de avena
-230ml leche
-50gr mantequilla fundida
-6gr de sal
-10gr levadura fresca
-1 cucharadita de aroma de vainilla
-75gr gotas de chocolate (o más!)
-60gr azúcar

Preparación:

Ponemos en un bol la harina de fuerza, la harina integral, el salvado de avena, la sal y el azúcar. Mezclamos todo. Hacemos un hueco en el medio y echamos la levadura desmenuzada, la mantequilla derretida pero no caliente, la vanilla y por último la leche. Es mejor incorporar la leche poco a poco, añadid primero 180ml (más o menos), amasad y si veis que falta líquido añadid poco a poco más, porque dependiendo de la harina necesitaremos más líquido o menos.

Amasamos con las manos hasta tener una masa homogénea y ligeramente pegajosa, pero que se pueda trabajar sin dificultad. Entonces añadimos las gotas o perlas de chocolate y amasamos para integrarlas. Dejamos reposar la masa en un bol tapada con un paño unas 2 horas (hasta que doble su volumen).

Pasado el tiempo desgasificamos la masa, la estiramos sobre una superficie con un poco de harina y la dejamos del grosor de un dedo más o menos. Cortamos los corazones y los vamos poniendo sobre la bandeja de horno. Con los cachos sobrantes podéis hacer bolitas de masa juntándolos y amasando un poco de nuevo, no quedarán tan vistosos pero estarán igual de ricos ;)

Tapamos los corazones con un trapo y los dejamos levar una horita, hasta que cojan más volumen, peor tampoco demasiado o se deformarán al hornearlos. Los llevamos al horno precalentado a 190º durante 20 minutos aproximadamente. Deben dorarse ligeramente por la superficie y sonar a hueco cuando golpeamos con los nudillos por debajo.

Espero que los probéis porque son una delicia, ideales para comer así solos, a la merienda, recordando los bocadillos de pan con chocolate que nos daban de pequeños. O al desayuno, acompañando un vaso gigante de café :)



martes, 10 de febrero de 2015

Pound cake de chocolate con corazón de fresa

Buenos días!! Os traigo la receta más "ñoña" de este febrero, ideal para celebrar San Valentín!! Un bizcocho de chocolate delicioso... que esconde un precioso corazón de fresa en su interior. No me digáis que no es una preciosidad!! Anda que no estuve tiempo pensando en hacerlo, pero no sabía cómo quedaría... y queda genial! Tanto la forma, como la textura del bizcocho, ya que el de fresas lo cocemos dos veces pero no queda nada seco así que espero que os animéis a probarlo, la experiencia merece la pena. Como veis, me quedó un poco descentrado, pero aún así me parece ideal, queda más natural, a veces lo más bonito sale de lo imperfecto :) Y si no sois romanticones siempre podéis cambiar la forma: estrellas, círculos, animalitos... lo que se os ocurra!! Lo importante es lo guay que queda al partirlo :D



Ingredientes:

-225gr harina
-3 huevos M
-125gr mantequilla
-2 cucharaditas de levadura
-25gr cacao puro en polvo
-150gr azúcar

-Pound cake de fresas

Preparación:

Batimos la mantequilla con el azúcar hasta que esté cremoso. Entonces añadimos los huevos de uno en uno, no añadiremos el siguiente hasta que el anterior esté completamente incorporado.

Ahora añadimos la levadura, la harina y el cacao, poco a poco y removiendo después de cada adición. Debe quedarnos una crema homogénea y sin grumos, bastante espesa.

Preparamos nuestro molde (con aceite y harina o con papel antiadherente), echamos una capa de un dedo de grosor de masa de chocolate.

Cogemos nuestro pound cake de fresas y lo cortamos en lonchas de uno o dos dedos de grosor (tenéis que cortarlas del ancho de vuestro cortador con forma de corazón), cortamos un corazón de cada rebanada (o más si os caben).

Tenemos que colocar esos corazones a lo largo de nuestro molde, unos pegados a los otros y en posición vertical, para que al cortar la rebanada del pound cake de chocolate nos salga el corazón centrado, por eso este paso es muy importante. Dedicadle todo el tiempo que os haga falta hasta dejarlos bien.

Cuando los tengamos rellenamos los lados y la parte superior con el resto de la masa, los corazones deben quedar completamente cubiertos. Llevamos al horno precalentado a 180º durante 30-40 minutos, hasta que al pincharlo esté cocido y no salga la brocheta con restos de masa.

Lo dejamos enfriar y luego lo desmoldamos, al cortar las rebanadas nos encontraremos con la sorpresa :)

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails